Brasil y China lanzarán a finales de este año su cuarto satélite conjunto de vigilancia terrestre, anunció el presidente de la estatal brasileña Instituto Nacional de Pesquisa Espacial (INPE), Leonel Perondi.

"Tras tres satélites lanzados, acordamos el lanzamiento de otros dos, uno al final de este año y el otro en unos dos años", aseguró el ingeniero en entrevista publicada por Ciencia Hoje, el portal en internet de la Sociedad Brasileña para el Progreso de la Ciencia (SBPC).

Pese a que el funcionario no estableció fechas, lo más probable es que el lanzamiento se produzca en octubre o noviembre, cuando se abre una nueva ventana para colocar satélites en el espacio, con dos años de atraso con respecto a la programación inicial.

El aparato a ser lanzado es el CBERS 3, cuarta unidad del llamado Programa Chino-Brasileño de Satélite de Vigilancia Remota (CBERS).

Brasil y China han desarrollado y lanzado conjuntamente hasta ahora tres satélites (CBERS 1, CBERS 2 y CBERS 2B) y están montando actualmente el CBERS 3.

Este nuevo satélite substituirá el CBERS 2, lanzado en octubre de 2003 y que dejó de funcionar en enero de 2009.

El CBERS es una asociación conjunta iniciada hace veinte años y que permitió a ambos países dominar la tecnología de vigilancia remota con cámaras y sensores para la observación de la Tierra.

Las imágenes producidas y transmitidas por los satélites conjuntos de Brasil y China, que están equipados con potentes cámaras y radares, son utilizadas para fiscalizar la deforestación de la Amazonía y para otras aplicaciones ambientales y agrícolas en los dos países.

El CBERS 3 estará equipado con las cámaras brasileñas Multi-espectral (MUXCam) e Imageadora de Amplio Campo de Visada (WFI), y con las cámaras chinas Imageador de Media Resolución (IRS) y de Alta Resolución (PANMux).

Además del lanzamiento del CBERS 3 y del CBERS 4, los dos países también analizan la viabilidad de la colocación en órbita del CBERS 5 y del CBERS 6.