Un médico peruano que trabajó para el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) se encuentra entre las al menos 59 víctimas del asalto en un centro comercial de Kenia, según confirmaron este domingo sus familiares a medios peruanos.

El peruano Juan Jesús Ortiz, de 68 años, falleció este sábado y su hija de 13 años resultó herida a raíz del ataque de miembros de la milicia radical islámica somalí Al Shabab contra un centro comercial de Nairobi, informó en Lima la familia a Radio Programas del Perú (RPP).

La esposa de Ortiz, María Teresa Arguedas, recordó que su esposo volvió a Perú en julio pasado y estaba "muy contento" porque, después de haberse jubilado, iba a ir a trabajar como profesor a una universidad de Liverpool en el Reino Unido.

Uno de los hermanos del fallecido, Fabio Milton Antezana, dijo a RPP que Ortiz llevaba 25 años trabajando para Unicef en varios países de África como experto en salud pública, y que los últimos cinco residió en Nairobi.

"Muchas veces había escapado de varios atentados" en esta convulsionada región, recordó su hermano en diálogo con la emisora.

Dos de los hijos de Ortiz, que viven en Australia y Dinamarca, han viajado a Nairobi para recibir los restos de su padre e intentar su repatriación, informó la esposa.

"Felizmente un amigo de mi esposo se dedicó a buscar el cadáver porque no se sabía dónde estaba y ya lo ha ubicado, está con certificado de defunción y a la espera de un familiar para entregarlo", explicó Arguedas.

La mujer añadió que aún "no sabemos qué vamos a hacer (si proceder con la repatriación o no), en el terreno de los hechos ya mis hijos verán qué se puede hacer y qué decisiones tomar".

Una treintena de rehenes siguen retenidos por el grupo radical somalí en el interior del edificio, en un asalto en el que al menos han fallecido 59 personas y 175 han resultado heridas, de acuerdo con el último balance oficial.