Buenos Aires. La justicia argentina anuló el martes una orden del Gobierno que obligaba a Telecom Italia a desprenderse de su participación en su filial local Telecom Argentina, dijeron fuentes judiciales.

El gobierno argentino había ordenado a la empresa italiana vender sus activos por considerar que el ingreso de Telefónica en Telecom Italia generaba una posición dominante en el mercado local.

"Las empresas extranjeras a las que se obliga a la desinversión (...) no fueron escuchadas ni tampoco advertidas, de manera que pudieran expresar, ya fueran sus descargos o sus explicaciones o argumentos a lo que se encontraba en tratamiento", según el fallo.

En 2007, Telefónica junto con los bancos Intesa Sanpaolo y Mediobanca, la aseguradora Assicurazioni Generali y la familia Benetton adquirió 24,5% de Telecom Italia, con lo que pasó a ser accionista de la local Telecom Argentina.

Telefónica de España posee 42,3% del consorcio que compró la participación de Telecom Italia.

Tras la operación, autoridades argentinas iniciaron una investigación que determinó que ese movimiento accionario genera concentración monopólica en el mercado local por parte de la española, ya que Telecom y Telefónica son las principales firmas de telecomunicaciones que operan en Argentina.