La Paz. El Gobierno de Bolivia afirmó que es un "retroceso" que el mercado de la Comunidad Andina de Naciones (CAN) se abra a otros bloques y defendió su decisión de demandar a algunos países andinos ante el tribunal regional para proteger la integración comercial.

El ministro boliviano de Exteriores, David Choquehuanca, dijo este miércoles en una rueda de prensa que "defender los intereses de Bolivia en la integración regional andina no es un retroceso", sino "un derecho soberano reconocido en el acuerdo de Cartagena".

Choquehuanca salió al paso de las críticas expresadas a la prensa este miércoles por el ex ministro de Exteriores, Armando Loayza, en sentido de que es "un retroceso en materia política comercial" el que Bolivia acuda al Tribunal Andino de Justicia para demandar a otros países de este bloque por negociar tratados de libre comercio.

El ministro del gobierno de Evo Morales replicó que lo que "es un retroceso en la integración andina es permitir que mercados de la CAN sean negociados y entregados a otros bloques" o países como EE.UU., en alusión a los acuerdos de Colombia y Perú con ese país.

Esos países andinos también celebran negociaciones con la Unión Europea con vistas a concretar un acuerdo comercial, al que también se ha opuesto Bolivia.

Según Choquehuanca, hasta la gestión de Morales ninguno de los gobiernos anteriores de Bolivia planteó demanda alguna en el tribunal de la Comunidad Andina para defender los derechos comerciales del país, mientras que el resto de las naciones presentó 151 demandas en defensa de sus intereses.

"Nosotros dejábamos pasar las cosas, Bolivia nunca había presentado demandas y significa que nunca hemos defendido los intereses y mercados nacionales", apuntó Choquehuanca.

El ministro también destacó la importancia del mercado andino para Bolivia porque desde 2005 el valor de las exportaciones que era de US$300 millones ha sido casi duplicado en 2009 al alcanzar los US$600 millones.

"Por eso necesitamos defender el mercado andino. La apertura del mercado de la CAN a terceros sin que Bolivia defienda sus intereses, puede poner en riesgo las exportaciones bolivianas de soja, manufacturas, textiles y todo lo que podemos exportar", dijo.

Choquehuanca también señaló que esta postura no es ideológica, sino patriótica "que es lo que faltó a otros gobiernos", sostuvo al rechazar otra crítica de Loayza, quien dijo que el gobierno debería abandonar su supuesta posición "ideologizada y dogmatizada".

El ministro de Exteriores también anunció políticas de apoyo al sector exportador para que el Gobierno otorgue una mejor ayuda a los empresarios para aprovechar mercados como el europeo.