Santiago. El magnate Sebastián Piñera se convirtió este domingo en el primer presidente electo de derecha en medio siglo en Chile, con lo que pondrá fin a dos décadas de gobiernos de la coalición de centroizquierda, Concertación.

Piñera se impuso al oficialista y ex mandatario Eduardo Frei en una reñida segunda vuelta en la elección presidencial:

* Piñera dispondrá de una situación fiscal envidiable en la región para sacar adelante y sin contratiempos su primer año de gobierno, con una economía que ya comenzó a reactivarse luego de una recesión por la crisis global. Sin embargo, deberá tomar medidas para reactivar las inversiones y el empleo tras la contracción en la economía.

* El presidente electo pondrá a prueba su reconocida capacidad para negociar, ahora en el ámbito legislativo, ya que enfrentará un Congreso más fragmentado y un Senado dominado por la centroizquierda.

* Piñera ha asumido el compromiso de desprenderse del 27 por ciento de las acciones que posee en la firma chilena LAN, una de las mayores aerolíneas de América Latina, antes de asumir el 11 de marzo. Sus socios en LAN, la familia chilena Cueto, tienen la primera opción para comprar el paquete accionario.

* El empresario se sumaría a los presidentes de centroderecha que ya gobiernan en México, Colombia y Perú, y que han tomado distancia del izquierdista mandatario venezolano, Hugo Chávez. Piñera ha dicho que le gusta el liderazgo del presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva.

* Tras el triunfo de Piñera, la Concertación podría sufrir una profunda crisis, acompañada de una catarsis. Algunos analistas ven hasta un quiebre definitivo del pacto, pero otros apuntan más bien a una reformulación del conglomerado.

* Piñera, favorecido por la recuperación de la economía, podría tener que enfrentar mayores demandas laborales del sector público y lidiar con los poderosos sindicatos del rubro minero, forestal y minorista.

* Piñera tendrá que cumplir con su compromiso de continuar con los millonarios planes sociales impulsados por la centroizquierda, en un país que ostenta uno de los peores índice de distribución de la riqueza en la región.

* El multimillonario deberá decidir si va adelante con una apertura del 20 por ciento de la propiedad de la estatal Codelco, la mayor productora de cobre en el mundo, que ya ha despertado el rechazo de los poderosos sindicatos de la minera.

* Los analistas bursátiles dicen que una victoria del empresario podría propiciar un avance de las acciones locales en el corto plazo, debido a sus propuestas pro empresariales y su cercanía con el mercado de valores, que conoce muy bien.