Ecuador anunció su próximo retiro de la Junta Interamericana de Defensa (JID) que comparte con Estados Unidos, y enfatizó en construir "un verdadero pensamiento sudamericano en materia de defensa en función de los intereses de la región".

La ministra de ecuatoriana de Defensa, María Fernanda Espinosa, señaló que su país ha sido muy crítico sobre cómo ha venido funcionando la JID y que se están buscando alternativas que se adapten a las necesidades geopolíticas actuales de la región suramericana.

Destacó en un comunicado, citado por la agencia EFE, que es necesario dar respuestas regionales a los problemas de Sudamérica.

Espinosa enfatizó que a través de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) y el Consejo de Defensa Sudamericano, se está construyendo "un verdadero pensamiento sudamericano en materia de defensa en función de los intereses de la región".

"La integración permitirá generar una doctrina de defensa propia, con identidad sudamericana", señala el comunicado del Ministerio.

El pasado jueves, Espinosa y su colega de Brasil, Celso Amorin, destacaron en Quito la importancia de contar con una escuela de defensa sudamericana que potencie las capacidades de la región en materia de formación y construcción de doctrina en el sector.

"La idea no es una monumental y gran sede sino tener un eje, un núcleo, que nos permita coordinar, optimizar y utilizar las capacidades que cada país tiene en materia de defensa", dijo entonces Espinosa en rueda de prensa.

Amorin apuntó que se pretende desarrollar un pensamiento sudamericano y "quizá una doctrina en algún momento" que responda a las necesidades de la región.

"Lo esencial es una escuela que se concentre en problemas que son los nuestros, no condicionado por problemas que no son nuestros", dijo en la rueda de prensa el ministro brasileño.