La Paz. Donde manda capitán... "Patria o muerte": El presidente izquierdista boliviano Evo Morales confirmó el viernes que instruyó a las fuerzas armadas de su país a adoptar el lema frecuentemente asociado al líder socialista cubano Fidel Castro.

Morales dio así por cerrada una polémica provocada por su decisión de que los militares agreguen el grito "Patria o muerte, venceremos" a su consigna tradicional "Subordinación y constancia".

El gobernante indígena, quien suele cerrar sus frecuentes discursos políticos con el grito "Patria o muerte, venceremos", es un declarado admirador de Castro y del venezolano Hugo Chávez.

Morales lleva adelante desde hace cuatro años una revolución de "socialismo comunitario" en la empobrecida Bolivia.

En conferencia de prensa, dijo que "el nuevo eslogan se pondrá en vigor de inmediato, así como los honores militares a la wiphala", bandera multicolor de los pueblos originarios declarada símbolo patrio por la nueva Constitución "plurinacional", vigente desde hace un año.

Ex comandantes militares como el actual senador opositor Marcelo Antezana calificaron como "llunkus" (serviles en aymara) a los actuales miembros de la cúpula militar, por haber aceptado sin cuestionamientos la instrucción que Morales definió como parte del "proceso de cambio de la doctrina castrense".

El gobernante atribuyó las críticas a "una mentalidad conservadora y antipatriótica" de jefes castrenses anteriores a su llegada al Gobierno y recordó que Antezana fue acusado en el 2005 de entregar a Estados Unidos los únicos misiles tierra-aire que tenía Bolivia, de fabricación china.

Según Morales, el lema "Patria o Muerte, venceremos" coincide con la idea de "morir antes que esclavos vivir", contenida en el estribillo del himno nacional boliviano, por lo que no debería causar polémica.

"A mí me impresiona que el himno nacional es tan antiimperialista (...), me cuesta creer que algunos ex comandantes no entiendan esto", agregó, descartando la posibilidad de una consulta nacional sobre el tema, sugerida por legisladores de la minoría opositora.