Lima, Andina. El jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, José Cueto Aservi, aseveró que hay operaciones en curso para neutralizar a otros mandos de los remanentes de Sendero Luminoso (SL) en la agreste zona del Valle de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem).

Tras el operativo "Camaleón", en el que fueron abatidos los mandos operativos de SL "Alipio" y "Gabriel", dijo que las fuerzas del orden están "en alerta permanente" para seguir golpeando a los rezagos subversivos.

"No nos vamos a quedar de brazos cruzados, ni mucho menos, tenemos en este momento otro grupo de gente, de operaciones en curso, sobre los otros mandos, el trabajo conjunto y las operaciones continúan, todas las bases del Vraem están en alerta permanentemente", dijo a RPP.

Consideró como un "paso importante" en la lucha contra el narcoterrorismo la caída de esos dos mandos operativos, junto a uno de sus lugartenientes.

Cueto manifestó que la zona de Vraem se extiende en más de 60 mil kilómetros cuadrados, donde las fuerzas del orden efectúan operativos puntuales en caseríos, poblados y algunas quebradas por donde se desplazan los terroristas.

Explicó que el trabajo de inteligencia se desarrolla hace mucho tiempo atrás en coordinación con la Policía Nacional del Perú, contado con el apoyo de personal dentro de la zona y con gente que hace el análisis de la información obtenida.

Manifestó que no era raro el traslado de los dos mandos militares senderistas caídos, porque en otras ocasiones así lo habían detectado los informes de inteligencia.

"Puede ser que se hayan juntado para hacer algún tipo de planeamiento, para cobrar algún cupo o planear algún trasteo de droga. Lo importante es que en esta ocasión cayeron los dos y eso es un éxito para lucha en la que estamos involucrados", dijo a RPP.

Descarta brigada Lobo

De otro lado, descartó la existencia de una brigada especial denominada "Lobo", al que se le atribuye el operativo donde cayeron los mandos senderistas según algunos medios de comunicación.

"Eso es totalmente mentira, es falso, es una especulación no sé si periodística o porque alguien, no sé con qué intención lo hace. (...) Lo que hay es un trabajo conjunto y combinado con la Policía, tanto en el ámbito de inteligencia, para luego hacer el planeamiento", manifestó.

Asimismo, explicó que "Alipio" era el mando más sanguinario de SL, quien atacó no solo a las fuerzas del orden, sino también a su propia gente, lo que se conoce por versiones de quienes desertaron de las filas terroristas.

Por último, aseguró que reciben información de inteligencia tanto de Colombia como de los Estados Unidos, con quienes tienen un nexo "muy fluido", pues en el primer caso también se trabaja en la zona del Putumayo, cercano al vecino del norte.