El proyecto de regulación del mercado del alcohol que el Poder Ejecutivo envió al Parlamento este jueves dispone la prohibición de “venta, expendio u ofrecimiento de bebidas alcohólicas entre las 22:00 y las 08:00”, según indica el artículo 17 del documento.

De esta forma se plantea adelantar dos horas el horario de prohibición de venta, que actualmente comienza a regir a las 00 horas. Está disposición no incluye a los locales que cuenten “con la licencia especial el expendio y ofrecimiento sin límite horario para consumo dentro del establecimiento”.

No más “happy hours”. El artículo 22 del proyecto prohíbe el expendio o promoción de bebidas alcohólicas en la modalidad conocida como “canilla libre” o “happy hours (dos por uno)”, en locales bailables, confiterías bailables, discotecas, discos, salas y salones de baile, clubes, pubs, bares y licencias especiales.

Por “canilla libre” se entiende “la entrega ilimitada de alcohol ya sea en forma gratuita o mediante el pago de un precio fijo previamente concertado”.

También se prohíben los concursos, torneos o eventos que requieran la ingesta de bebidas alcohólicas “desnaturalizando los principios de la degustación, cata o cualquier otra destinada a evaluar la cantidad o bondades de los productos”.

“No es un tema puritano en contra del alcohol, sino en contra de una conducta abusiva que ha cambiado el relacionamiento entre las personas y que ha generado impactos en la familia, en la sociedad, en el incremento de la violencia y en el deterioro de muchas pautas de convivencia”, dijo el prosecretario de Presidencia, Diego Cánepa, el presentar el proyecto.

Cánepa recordó que las dos drogas más consumidas por los uruguayos son el alcohol y el tabaco, por la cual mueren casi cuatro mil personas al año por tabaquismo.

“No es un tema puritano en contra del alcohol, sino en contra de una conducta abusiva que ha cambiado el relacionamiento entre las personas y que ha generado impactos en la familia, en la sociedad, en el incremento de la violencia y en el deterioro de muchas pautas de convivencia”, dijo el prosecretario de Presidencia, Diego Cánepa, el presentar el proyecto.

Cánepa recordó que las dos drogas más consumidas por los uruguayos son el alcohol y el tabaco, por la cual mueren casi cuatro mil personas al año por tabaquismo.