Brasilia. El presidente de Brasil, Luis Inacio Lula da Silva, hizo un nuevo llamado a reforzar el orgullo brasileño, en la inauguración de una fábrica que produce tecnología para el sector ganadero.

"Brasil tiene que perder la manía de pequeñez para entrar en la manía de grandeza sin arrogancia", dijo Lula según publicó La Nación.

Este discurso ha sido recurrente en el último tiempo en los actos públicos del mandatario. Lula citó además al mandatario estadounidense en su alocución: "Brasil volvió a gustar de Brasil, como dice Obama, nosotros podemos, antes no apostábamos pero nosotros pero ahora  somos iguales al resto del mundo", consignó.

El mandatario concluyó su discurso destacando el hecho que el país esté produciendo tecnología de punta, en la puesta en marcha de una fábrica que producirá semiconductores para televisores y microchips para rastrear la ubicación de cabezas de ganado. "Espero que, a partir de esta fábrica, en breve podamos ser competitivos ante el llamado mundo desarrollado", concluyó Lula