El presidente venezolano, Nicolás Maduro, informó de que trabaja personalmente en la creación de un órgano secreto de anticorrupción y que se formará a jóvenes para luchar contra ese flagelo.

"Estoy construyendo un órgano secreto de investigaciones anticorrupción en Venezuela y lo estoy dirigiendo yo personalmente", indicó el gobernante durante un acto de Gobierno retransmitido por el canal estatal de televisión VTV sin ofrecer más detalles de esa institución.

"Vamos a formar a jóvenes con esa ética y esa moral que uno encuentra en la calle", agregó.

Maduro atacó a los corruptos a los que llamó "contrarrevolucionarios" y "antisocialistas" y mencionó las últimas detenciones que se han producido en organismos y empresas públicas.

"La corrupción es siempre eminentemente contrarrevolucionaria, es antisocialista no solamente que es antiética es antisocialista", dijo.

El presidente venezolano recordó la detención por corrupción de Raddwan Sabbagh, expresidente de la compañía pública siderúrgica Ferrominera y de las recientes capturas de los principales responsables del Instituto para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios (Indepabis), encargada de supervisar los precios de los productos ofrecidos al público.

"Yo le hago un llamado a todo aquel que esté en una situación extraña o irregular: que cese en eso", dijo Maduro.