Lima, Andina. El paro nacional convocado para este jueves, por diversos gremios sindicales tiene un cariz político, diferente al reclamo propiamente laboral, dijo esta mañana la ministra de Trabajo, Nancy Laos, al precisar que la medida de fuerza fue declarada improcedente.

"De acuerdo a lo que hemos escuchado de la dirigencia, parece que tienen un cariz diferente al reclamo propiamente laboral porque hablan de que quieren construir una oposición política desde el sector de los trabajadores", refirió.

Precisó que si bien el gobierno respeta el derecho a expresarse de la ciudadanía, consideran que el país necesita vivir un clima de paz social y tranquilidad, para aunarlo al crecimiento del empleo formal que se experimenta en estos años.

Laos aseguró, asimismo, que el presidente Ollanta Humala cumplió con sus promesas respecto al incremento del sueldo mínimo y la creación de la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral.

Sobre el reclamo de las centrales sindicales para derogar la Ley del Servicio Civil, explicó que hay una mesa de diálogo sobre el particular en la Presidencial del Consejo de Ministros con avances importantes.

Comentó que en las últimas reuniones la discusión ya no pasa por la derogatoria sino por modificaciones, en tres puntos concretos, sobre los cuales dos gremios sindicales del sector estatal presentaron el jueves pasado sus propuestas.

La ministra Nancy Laos informó que su sector declaró improcedente la medida de fuerzas convocada por la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP), porque no reúnen los requisitos formales.

"Es cierto que la huelga fue aprobada en asamblea de delegados pero no ha sido ratificada por las bases. No cumplieron, además, con informar, dentro de un plazo de diez días, que las entidades del Estado que dan servicios esenciales, paralizarán sus actividades", aseveró.

Invocó, finalmente, a la reflexión de los trabajadores a quienes les dijo que se seguirá avanzando por la ruta del diálogo.