El presidente de Uruguay, José Mujica, exigió a los gobiernos de Francia, Portugal, España e Italia a reconocer que se "equivocaron" al impedirle el paso aéreo del avión del mandatario boliviano Evo Morales.

"Entonces le pedimos en nombre de la civilización altura, decencia, equivocarse es una ley de la vida, cometer errores es inevitable, cuando se procede así hay que poner la cara y asumir la responsabilidad y decírselo a la comunidad internacional, no tomarnos el pelo", afirmó el dignatario uruguayo.

Estas declaraciones las efectuó en el cierre de la reunión de emergencia de los países de la Unión Suramericana de Naciones (UNASUR) realizado en la ciudad boliviana central de Cochabamba que consideró el agravio que sufrió Morales en cuatro países europeos a su retorno de Rusia.

Aclaró que cuando un país, un gobernante, de la región es agredido "nos sentimos agredidos todos en América Latina" .

Lamentó que haya potencias que quieren aplicar una especie de terrorismo político sobre el derecho de asilo, una institución que defendemos todos los luchadores de la historia de la humanidad.

"En nombre de los que fueron perseguidos y de los que seguirán siendo perseguidos, el derecho de asilo nos parece sagrado y es un principio que hay que levantar en el seno de la humanidad", afirmó.

Para ser benévolo con los países europeos que protagonizaron este incidente con Morales "metieron la pata, se equivocaron de medio a medio, creo que se comieron un tornillo" .

"Supongo que el servicio de inteligencia que los mandó a la ruina estará doblando papelitos en algún calabozo, supongo porque esto es un papelón para los viejos países, casi madre patria" , agregó.

Mujica enfatizó que los países suramericanos ya no "somos colonias, somos lo que somos y merecemos respeto".