El presidente Venezuela, Nicolás Maduro, tiene muy presente a su mentor y quien lo promovió como líder político de su país: Hugo Rafael Chávez Frías.

Pese a que el tiempo ha pasado desde la muerte del entonces presidente, Maduró hizo una contundente confesión sobre la estrecha relación que aún mantiene con el precursor de las ideas bolivarianas.
“A veces vengo en las noches y me quedo a dormir aquí. Bastantes veces. Y ustedes no se dan cuenta”, admitió Maduro desde el Cuartel de la Montaña, lugar donde descansas los restos del ex mandatario llanero, quien falleció el 5 de marzo pasado.

"Los vecinos son los que a veces se dan cuenta de que entramos en la noche y nos quedamos a dormir aquí. Y reflexionamos", aseguró.
En otra ocasión, durante la campaña presidencial en abril, Maduro dijo que el ex presidente se le presentaba en forma de pajarito.

"De repente entró un pajarito, chiquitico, y me dio tres vueltas acá arriba. Se paró en una viga de madera y empezó a silbar, un silbido bonito. Me lo quedé viendo y también le silbé, pues, "si tú silbas, yo silbo". Y silbé. El pajarito me vio raro, ¿no? Silbó un ratico, me dio una vuelta y se fue, y yo sentí el espíritu de él (Hugo Chávez)", señaló.