Abiyan. Los seres humanos liberan millones de toneladas de residuos sólidos a ríos y océanos cada día, envenenando la vida marina y propagando enfermedades que causan la muerte de millones de niños cada año, dijo el lunes la ONU.

"La simple magnitud del agua sucia supone que ahora muere más gente por agua contaminada e impura que de todas las formas de violencia, incluyendo las guerras", dijo el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP, por su sigla en inglés).

En un informe titulado "Agua enferma" por el Día Mundial del Agua, la UNEP dijo que dos millones de toneladas de basura, que contaminan más de 2.000 toneladas de agua diariamente, habían dejado enormes "zonas muertas" que asfixiaban a arrecifes de coral y peces.

Consisten en su mayoría en aguas negras, contaminación industrial, pesticidas de la agricultura y heces animales.

El informe dijo que la falta de agua limpia causaba la muerte de 1,8 millones de niños de menos de cinco años cada año. Gran parte de los desechos procedían de países en desarrollo, que tiran el 90% de sus aguas negras sin tratar.

La diarrea, sobre todo por consumir agua sucia, provoca la muerte de unos 2,2 millones de personas al año, señaló, y "más de la mitad de las camas hospitalarias del mundo están ocupadas por gente que sufre enfermedades vinculadas con el agua contaminada".

El informe recomienda sistemas de reciclado de agua y obras de tratamiento de aguas residuales de millones o miles de millones de dólares.

También sugiere proteger los humedales, que actúan como procesadores de agua naturales, y utilizar las heces animales como fertilizantes.

"Si el mundo quiere (...) sobrevivir en un planeta de 6.000 millones de personas que se dirige a más de 9.000 millones en 2050, debemos ser más listos sobre cómo gestionamos las aguas residuales", dijo el director de UNEP, Achim Steiner. "Las aguas residuales están bastante literalmente matando a gente".