Asunción. El gobierno paraguayo amplió este jueves los argumentos de un pedido a Brasil para que revoque el estatus de refugiados a tres de sus ciudadanos acusados de secuestro, luego de presentar documentos que los vincularían con la principal guerrilla de Colombia.

La cancillería paraguaya dijo que el director de Asuntos Legales, Carlos Fleitas, entregó los documentos a autoridades de los ministerios de Relaciones Exteriores y Justicia de Brasil y de la Comisión Nacional de Refugiados (CONARE).

Los documentos amplían una solicitud presentada por Paraguay hace dos semanas y que afecta a Juan Arrom, Anuncio Martí y Víctor Colmán, procesados por el plagio de la esposa de un acaudalado empresario en 2001.

Los dos primeros fueron torturados durante la investigación del plagio por fuerzas de seguridad, por lo cual obtuvieron el refugio en Brasil, donde viven en la actualidad.

La ampliación se realizó luego de que autoridades colombianas autorizaran la entrega de documentos incautados a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que contienen correos electrónicos entre jefes del grupo y miembros del partido Patria Libre, dirigido entonces por Arrom.

"Se ha reiterado el legítimo derecho del Paraguay de reclamar la soberanía jurídica de juzgar todos los hechos punibles perpetrados dentro del territorio paraguayo", señaló un comunicado de la cancillería.

Paraguay presentó un pedido de extradición de los tres procesados en 2006, que fue rechazado por Brasil debido a que los requeridos contaban con el estatus de refugiados.

El gobierno enfrenta una gran presión para castigar a los procesados por secuestro tras la liberación en enero de un conocido ganadero que estuvo cautivo tres meses en manos del llamado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), un pequeño grupo armado que habría sido entrenado por la guerrilla colombiana.

Según autoridades paraguayas, el EPP estaría conformado por personas vinculadas a Arrom y Martí y sería responsable de otros plagios y ataques en la zona norte del país.