Bogotá, Xinhua. El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, celebró este jueves que su gobierno haya llegado a un acuerdo con camioneros, para que éstos levanten un paro nacional que iniciaron hace 15 días.

"Son acuerdos para seguir trabajando en la dirección correcta. Es, ante todo y sobre todo, la dignidad de las personas, la dignidad del trabajo, la eficiencia y la eficacia de lo que representa el sector transportador en el engranaje económico del país, para poderlo fortalecer cada vez más", dijo Santos en la Casa de Nariño (sede de gobierno).

La noche anterior, la ministra de Transporte, Cecilia Alvarez, anunció que el gobierno y dos gremios de camioneros llegaron a un acuerdo para que éstos suspendieran su paro, con el que estaba exigían el congelamiento de precios en los combustibles.

"Les agradecí mucho su buena disposición a este diálogo permanente (...). Yo soy un presidente que cree en el diálogo, que las cosas se solucionan dialogando, concertando, que los problemas no se resuelven a la fuerza sino encontrando soluciones prácticas", dijo Santos este jueves, en compañía de la ministra Alvarez y de líderes gremiales.

Los camioneros anunciaron a su turno que de inmediato volverán a sus actividades.

El mandatario señaló que el gremio camionero es parte importante del país, especialmente cuando la economía colombiana se encuentra en un buen momento.

"Así estamos normalizando este proceso en que estamos para poder seguir adelante, porque nuestra economía es una economía que no podemos vulnerar. La economía va por buen camino, la economía va en la dirección correcta. Eso es lo que genera empleo, lo que genera bienestar", expuso el mandatario.

"En la medida en que los componentes que contribuyen a que esa economía sean cada vez más fuertes, sean a su vez fortalecidos, vamos a seguir en la dirección correcta", añadió.

Sin embargo, en otro contexto, campesinos en los departamentos de Huila y Caquetá (sur) mantuvieron bloqueadas varias carreteras, al continuar su paro nacional que iniciaron hace 16 días.

La semana pasada, el gobierno colombiano y algunos campesinos de tres regiones iniciaron conversaciones con el fin de suspender el paro agrario y desbloquear algunas carreteras del centro y suroeste del país.

El sábado anterior, el presidente Santos anunció que se llegó a un acuerdo con los mineros artesanales, que habían decretado un paro.