Santiago. A sólo tres meses de haber asumido en el cargo, el presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, es el gobernante de la región con el mayor nivel de aprobación, con un respaldo de 91%,  según un estudio de una consultora mexicana.

El estudio de la consultora Mitofsky consideró el nivel de respaldo que tienen 17 gobernantes de la región y los agrupó en cinco categorías, desde un “muy alto” respaldo hasta un “muy bajo” respaldo.

En el primer grupo, además de Martinelli, se encuentran sus pares de El Salvador, Mauricio Funes (88%), de Brasil, Luis Inácio Lula da Silva (83%), y de Chile, Michelle Bachelet, (81%).

En el segundo bloque, donde se ubican los mandatarios con una evaluación entre 55% y 75%, considerada alta, se encuentran el colombiano Álvaro Uribe (64%), el uruguayo Tabaré Vázquez (61%), el boliviano Evo Morales (60%) y el mexicano Felipe Calderón (55%).

El grupo medio, con niveles de respaldo entre 45% y 55%, lo integran los presidentes de Paraguay, Fernando Lugo (50%), de Estados Unidos, Barack Obama (48%), y de Guatemala, Álvaro Colom (46%).

Entre quienes presentan una evaluación baja, es decir, entre 35% y 45%, se encuentran el costarricense Oscar Arias (44%) y el ecuatoriano Rafael Correa (42%).

Finalmente, cuatro mandatarios presentan los peores niveles de respaldo. Se trata del primer ministro de Canadá, Stephen Harper (32%), y los presidentes de Perú,  Alan García (29%), de Nicaragua, Daniel Ortega (25%), y de Argentina, Cristina Fernández (19%).