La presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner manifestó este martes que “la muestra más cabal de nuestra integración es esto que estamos inaugurando hoy”, durante la presentación de la nueva planta desulfurizadora de Ancap.

“Estamos cumplimentando este proceso de integración tan fuerte, invirtiendo”, comentó.

Al hablar de integración, la presidenta citó a José Gervasio Artigas y aclaró que no quería que “ningún uruguayo” se enojara cuando lo nombrara.

“Desde algún medio se les ha metido que me quiero quedar con Artigas. Artigas es mucho más que uruguayo, es universal”, señaló. “Somos realmente un pueblo muy solidarios los argentinos, porque además hemos recibido caudales inmigratorios de todos los países de la región”, dijo la presidenta.

“Hemos sido y seguiremos siendo un país de brazos abiertos para todos los países hermano de América del Sur que han ido a la Argentina a buscar un oportunidad que tal vez por distintas razones no pudieron tener en sus país. Eso también es integración”.

Por su parte, el presidente José Mujica, agradeció a la presidenta argentina y a los trabajadores de Ancap. También al difunto líder venezolano Hugo Chávez.

“Gracias a alguien que se fue, don Hugo Chávez, quien con un sistema de crédito benigno durante mucho tiempo en la cuenta petrolera nos permitió acumular recursos para realizar inversiones”, señaló. También expresó que la integración “no cosa de izquierda o derecha”, sino que es “de ser o no ser”. “Esta refinería no es de izquierda ni de derecha, es del pueblo uruguayo. No la hizo este gobierno, no la hizo el otro”, comentó.

Mujica recordó que siempre se ha tenido conflictos con Argentina. “Porque con quién vamos a tener conflicto, con los vecinos”, expresó. “Los conflictos de puerto van a ser inevitables, así nacimos”, dijo. De todas formas, manifestó que hay que “reconocer” la elección que hace los argentinos para hacer turismo en Uruguay. “Solamente el pueblo argentino se puede comer, por tradición histórica, el lujo de acampar desde Nueva Palmira hasta el Chuy”, señaló.“Ay, si fuera fácil la integración, un juego de caballeros, de damiselas... No es sencillo, pero es absolutamente imprescindible y necesario para ser alguien día, en el concierto universal, algo”, indicó.

* Con información del Observador de Uruguay y EFE.