Bogotá, Xinhua. El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, manifestó este jueves su solidaridad con su colega boliviano, Evo Morales, por el "inaudito" incidente aéreo en territorio europeo, pero rechazó que el capítulo abra una crisis diplomática entre América Latina y la Unión Europea (UE).

“Nos solidarizamos con Evo Morales porque es inaudito lo que le hicieron, pero no permitamos que se convierta en crisis diplomática de América Latina con la Unión Europea”, expresó el mandatario en su cuenta de Twitter.

Santos, quien se encuentra en Lausana (Suiza), no podrá viajar a la Cumbre este jueves de la Unasur programada en Cochabamba, centro de Bolivia, ni tampoco lo hará su canciller María Angela Holguín, quien cumple una visita en Rusia.

Se espera que el gobierno colombiano delegue en las próximas horas a un Ministro o un alto funcionario para que asista al encuentro en Cochabamba, que reunirá a la mayoría de Jefes de Estado de la región para expresar su solidaridad a Morales.

El avión del presidente boliviano no pudo sobrevolar ni aterrizar en Francia, España, Italia y Portugal por sospechas de que en la aeronave estuviera el ex agente estadunidense, Edward Snowden, solicitado en extradición por Estados Unidos por el delito de espionaje.

Snowden permanece en la zona de tránsito de un aeropuerto ruso.

A su llegada anoche tarde a Bolivia, Morales se mostró indignado y dijo que esta agresión es contra Bolivia pero también contra toda Suramérica y agradeció la reacción de los gobiernos que demuestran la unión regional.

El pronunciamiento de Santos se suma a otros similares hechos por los presidentes Nicolás Maduro, de Venezuela; Ollanta Humala, de Perú; Rafael Correa, de Ecuador; Dilma Rousseff, de Brasil y el uruguayo José Mujica, quienes también mostraron indignación con el bloqueo europeo.