El Senado rechazó el proyecto con el cual se pretende incentivar la donación de órganos. Los legisladores consideraron que con esta normativa se puede desvirtuar el gesto voluntario, ya que se establecen “contraprestaciones”.

Durante el debate en torno al proyecto presentado por el diputado Cándido Aguilera, hubo unanimidad respecto a que esta normativa desvirtuará el sentido de la donación de órganos.

El texto plantea establecer incentivos, como descuentos en entradas a espectáculos públicos y privados a quienes deciden ser donantes de sangre, tejidos u órganos.

El senador Enrique Bacchetta, titular de la Comisión de Legislación, justificó la recomendación del rechazo al señalar que se estará quebrantando la Ley Nº 1246/98, que reglamenta la donación.

“Acá dicen que las personas podrán gozar de descuentos en espectáculos. Eso se contrapone con nuestra ley marco, que prohíbe toda contraprestación u otro beneficio por la donación”, manifestó.

Igualmente, recordó que no puede inducirse a las personas a dar una respuesta afirmativa a la donación de órganos.

En el mismo sentido se pronunció la senadora Esperanza Martínez, quien fue vocera de la Comisión de Salud Pública.

La senadora Desirée Masi aclaró que el rechazo de este proyecto de ley no constituye una actitud contra la donación.

“No queremos dar la imagen de que somos insensibles. Esta es una situación con la que hay que tener mucho cuidado”, sostuvo.

Comentó que en otros países se empezó con este tipo de leyes y luego se desvirtuó el gesto voluntario para luego tender más hacia el tráfico de órganos.

El proyecto ley volverá a la Cámara de Diputados, donde fue aprobado el 15 de abril pasado.

Los senadores plantean una nueva ley de incentivo de la donación de órganos, que no incluya contraprestaciones.