Los trabajadores de la Unión Portuaria y los subcontratistas del Cobre de Chile se unieron al paro nacional por la educación del 26 de junio convocado por estudiantes universitarios y secundarios.

Así lo dio a conocer este domingo Diego Vela, vocero de la Confederación de Estudiantes Universitarios de Chile (Confech) y presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica.

"La Unión Nacional de Trabajadores Portuarios se definió que para el próximo 26 de junio nos vamos a movilizar y vamos a paralizar a nivel nacional, donde todos los puertos del país van a paralizar en la búsqueda de tener una educación que sea gratuita, pública y de calidad", dijo Vela.

Vela agregó que, en medio de la campaña por las elecciones presidenciales de noviembre, "este año es más relevante que nunca en los cambios que necesitamos como país, y que no hemos logrado en años de movilización".

A la Unión Portuaria se sumó la Confederación de Trabajadores del Cobre, que reúne a los empleados de las empresas subcontratistas del sector, tal como lo confirmó su presidente Cristian Cuevas.

Las declaraciones de Vela surgen tras el pleno de la Confech realizado en la Universidad Católica de Valparaíso, donde se analizaron los resultados de la marcha del 13 de junio y los próximos pasos del movimiento estudiantil.

En ese contexto, también aseguraron que entregaron al Instituto Nacional de Derechos Humanos pruebas de la violencia extrema de la Policía durante la desocupación de la Casa Central de la Universidad de Chile, ocurrida después de la última marcha y que desató críticas de todos los sectores.

Los estudiantes universitarios y secundarios chilenos comenzaron en 2011 una gran movilización en demanda de una educación pública, gratuita, sin lucro y de calidad para todos.

Aunque no han logrado respuesta de las autoridades, sus planteamientos han dominado el debate de la campaña presidencial.