Montevideo. Sin mencionar nombres, pero aludiendo claramente a su apoyo a la candidatura única de Carlos Varela (Asamblea Uruguay) para la intendencia de Montevideo, el presidente electo de Uruguay, José Mujica, advirtió que un enfrentamiento en la capital entre dos postulantes de la izquierda “puede comprometer la unidad futura para poder gobernar” y “afectaría hondamente al gobierno nacional”.

Mujica dijo que para evitarlo le pidió al intendente Ricardo Ehrlich que no se presentara a la reelección. Las advertencias del futuro mandatario uruguyo tienen que ver con la pretensión de un candidato socialista, Daniel Martínez, de competir con Varela por la jefatura comunal.

En su audición de la radio M24, Mujica recordó que el primer gobierno municipal del Frente Amplio fue encabezado por un integrante del Partido Socialista (Tabaré Vázquez), el segundo y tercero por uno de las Vertiente Artiguista (Mariano Arana) y el cuarto por uno de la 609 (Ehrlich).

“Pensamos que ahora le toca a algún compañero que represente a alguno de los sectores que nunca estuvieron en estos años en la dirección del ejecutivo comunal. Es una manera de incluirnos todos. Claro que puede haber otros puntos de vista. Nada es una barrera infranqueable. Pero no nos podemos callar la boca si la definición cuesta una disputa áspera, abierta y dura electoral. Porque para ello hubiera sido mejor una proceso de interna y que la gente decidiera”, dijo Mujica.

Luego advirtió: “Una campaña electoral abierta, con una sorda disputa en Montevideo, para nosotros puede comprometer la unidad futura para poder gobernar. Afectaría hondamente al gobierno nacional”.

“Hacemos votos para que se pueda encontrar una fórmula común –más allá de los pareceres- que nos aleje de la posibilidad de una disputa abierta”, concluyó Mujica.