Ginebra. La agencia de desarrollo de Naciones Unidas se sumó este viernes a los llamados para cancelar la deuda externa de Haití de US$1.000 millones, en respuesta al devastador terremoto que azotó al país este mes.

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (Unctad, por su sigla en inglés) aplaudió los llamados del Fondo Monetario Internacional (FMI) a un esfuerzo internacional de financiamiento que siga los lineamientos del plan Marshall, que ayudó a reconstruir Europa después de la Segunda Guerra Mundial.

"Unctad cree que esta tarea debe comenzar por la inmediata y total cancelación de las obligaciones de deuda existentes de Haití", dijo en un informe sobre política.

EL organismo indicó que un estudio de los efectos de 21 desastres naturales en países de bajos ingresos entre 1980 y 2008 mostró que agregaron 24 puntos porcentuales a la proporción de deuda del país afectado en el Producto Interno Bruto (PIB) en los tres años subsiguientes.

"Sismos en tal escala pueden llevar a un círculo vicioso de aflicción económica, a más préstamos externos, agobiante revisión de deuda e inversión insuficiente para mitigar futuras sacudidas", expresó.

Haití perdió 60% de su PIB en el desastre, dijo el lunes el primer ministro Jean-Max Bellerive, haciendo referencia a la concentración económica en la capital Puerto Príncipe, ubicada cerca del epicentro del terremoto del 12 de enero.

Unctad citó estimaciones conservadoras de que el terremoto de magnitud 7,0 costó 15% del PIB de Haití, pero en cualquier caso la capacidad del Estado caribeño de responder a su deuda externa estaría severamente debilitada.

El organismo dijo que los acreedores deben declarar una moratoria sobre el pago de la deuda de Haití, seguida por una cancelación lo antes posible.