Londres. Gran Bretaña suspendió los vuelos innecesarios de sus aviones de combate Typhoon para realizar controles de seguridad, tras encontrar ceniza proveniente de la erupción de un volcán en Islandia en algunas naves, informó este jueves el ministerio de Defensa.

 "Es una precaución de seguridad de rutina. Hemos suspendido temporalmente los vuelos innecesarios", dijo una portavoz del ministerio.

 Los aviones habían realizado una salida de rutina este miércoles.

El Servicio Nacional de Tráfico Aéreo británico (NATS, por su sigla en inglés) dijo que la decisión no afecta a los vuelos civiles, los cuales recientemente fueron reanudados tras una semana de retrasos ocasionados por la erupción de un volcán en Islandia.

"No hemos realizado cambios a nuestras operaciones", comentó el portavoz de NATS, Patrick Horwood.

"El ministerio de Defensa vuela en un espacio aéreo diferente", explicó, sin entregar mayores detalles.

La portavoz del ministerio dijo que algunos aviones de la Fuerza Aérea Real estaban siendo investigados en busca de potenciales daños en sus motores.

"Inicialmente eran depósitos similares al polvo, así que los examinaron y confirmaron que era ceniza, y ahora estamos esperando el resultado de la investigación para ver si se generó algún daño", señaló.

Los resultados de las pruebas estarán disponibles más tarde este jueves.

La agencia europea de tráfico aéreo Eurocontrol dijo anteriormente que el tráfico aéreo probablemente regresaría a la normalidad este jueves y que espera que entre 28.000 y 29.000 vuelos operen en Europa.