Naciones Unidas. Varios cadáveres fueron retirados de entre los escombros del edificio de Naciones Unidas en Haití, que colapsó tras un potente terremoto del martes, pero unos 100 funcionarios seguían desaparecidos, dijeron funcionarios del organismo.

El portavoz de la ONU Martin Nesirky dijo que el daño era amplio y que "decenas, o cientos de miles de hogares" fueron dañados por el terremoto, que devastó a Haití.

Alain Le Roy dijo que menos de 10 personas, "algunos muertos, otros con vida", habían sido extraídas entre los restos del edificio de cinco plantas, pero más de 100 permanecían desaparecidos.

Más temprano el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, afirmó que entre los desaparecidos estaba el jefe de la misión, Hedi Annabi, aunque no confirmó si había muerto.

Annabi, un tunecino, estaba reunido con una delegación china que había llegado de visita cuando ocurrió el terremoto, dijo Ban sin dar más detalles.

La misión de la ONU en Haití (Minustah) se había establecido en el ex hotel Christopher de la capital, donde trabajaba el personal administrativo. La mayoría de las tropas y la policía de la misión estaba localizada en otras partes.

El jefe de asuntos humanitarios de la ONU, John Holmes, dijo a periodistas que entre 3 y 3,5 millones de personas residían en las zonas afectadas por el sismo y sus réplicas.

No quedó inmediatamente claro cuántas resultaron muertas. "Reportes iniciales sugieren un alto número de víctimas", dijo Holmes.

La prioridad eran las operaciones de búsqueda y rescate para localizar y extraer a las personas vivas de entre los escombros, dijo el funcionario de la ONU.

Holmes indicó que un equipo chino había aterrizado en Puerto Príncipe y que dos equipos de Estados Unidos lo harían el miércoles más tarde.

Está previsto que lleguen otros expertos en búsqueda y rescate de Francia, Islandia y la vecina República Dominicana.

El secretario general Ban dijo que enviaría a Haití al segundo al mando de Le Roy, Edmund Mulet, posiblemente a partir del viernes, y que, además, un equipo de emergencia viajaría al país caribeño lo más pronto posible.

Le Roy dijo que tenía información de que el aeropuerto de Puerto Príncipe estaba operando.

El jefe de la ONU afirmó que el organismo destinaría de inmediato US$10 millones de su fondo de respuesta a emergencias para ayudar en las tareas de rescate.