Una embarcación con 126 haitianos que huyeron de su país, fue interceptada por la Policía Marítima de las islas Turcas y Caicos, un archipiélago británico ubicado a 150 kilómetros al norte de Haití.

El grupo fue retenido en un complejo deportivo, pero no serán deportados a su país hasta que las condiciones mejoren, informó la policía local.

"La cantidad de personas a bordo es una muestra del problema que vive Haití y nos da una pista del problema que podríamos enfrentar. La gente está desesperada y tratando de escapar", dijo la policía. 

Cientos de haitianos se arriesgan a cruzar el mar Caribe rumbo a las islas Turcas y Caicos en busca de mejores condiciones de vida, pero con frecuencia son interceptados poco antes de llegar.Sin embargo, las deportaciones forzadas fueron suspendidas la semana pasada en vista del desastre que vive Haití después del sismo, consignó El Financiero.

Las autoridades de Turcas y Caicos detallaron los patrullajes marítimos aumentaron en los últimos días, pues esperan que más embarcaciones con haitianos traten de llegar a sus costas.