Día de la Camisa Arrugada en Argentina busca frenar el calentamiento global

Argentina

El portal www.nolaplanches.com expone en grandes gráficos los beneficios de salir mañana de casa con la camisa como si uno no se la hubiera quitado para dormir y muestra en una serie de fotografías cómo lucen esas prendas sin haber sido tocadas por la plancha.

No encender la plancha mañana equivale a apagar doce lamparitas de luz de 100 vatios.

  • Mié, 12/19/2012 - 12:19

Buenos Aires. El Día de la Camisa Arrugada, una iniciativa de organizaciones no gubernamentales argentinas para dejar la plancha apagada por un día con el fin de ayudar a salvar el planeta, debutará mañana tras una intensa campaña en internet y redes sociales.

El portal www.nolaplanches.com expone en grandes gráficos los beneficios de salir mañana de casa con la camisa como si uno no se la hubiera quitado para dormir y muestra en una serie de fotografías cómo lucen esas prendas sin haber sido tocadas por la plancha.

El objetivo de la campaña, llamada "Este 20 de diciembre no planches tu camisa", es ayudar a frenar el calentamiento global y el cambio climático.

La plancha es uno de los electrodomésticos que más energía consume y genera además un aumento de la temperatura ambiente, señalan los organizadores.

No planchar una camisa equivale a plantar siete árboles y a absorber el dióxido de carbono de siete automóviles, según Red Solidaria, una de las organizaciones que respaldan la convocatoria.

Además se genera el oxígeno que necesita una persona durante ocho horas y se evita la emisión del dióxido de carbono de tres personas.

No encender la plancha mañana equivale a apagar doce lamparitas de luz de 100 vatios, agregan.

"Obviamente, si generalmente no usás la plancha, arrugate bien bien la camisa o la remera (camiseta), para que te pregunten de qué se trata esta iniciativa en la que te comprometiste", afirma Juan Carr, de Red Solidaria.

Las otras dos organizaciones detrás de la campaña "No planches tu camisa este 20 de diciembre" son Dondereciclo.org y Mundo Invisible.

autor

EFE

Comentarios