Ciudad de México. La secretaría de Seguridad Pública señala que, a pesar de que México vivió su año más violento durante el 2010, ya no posee los más altos niveles de violencia de la región, y se posiciona por debajo de otros siete países, con 18,4 homicidios por cada 100 mil habitantes.

La lista es encabezada por El Salvador, con una tasa de 61 homicidios por 100 mil habitantes, seguido de Sudáfrica, con 49,6, Venezuela con 48, Colombia, con 37,3, Belice, con un 32,7, Jamaica con 32,4 y Brasil, con 25,3, según el secretario de esta asociación, en el reporte presentado hoy lunes.

Asimismo, según consignó Herald Tribune citando a Efe, el informe indica que los asesinatos ejecutados por el crimen organizado en la ciduad más violenta de México, Ciudad de Juárez, han disminuido durante los últimos tres meses, bajando de 161 en noviembre, a 166 en diciembre y 98 en enero. En este mismo poblado, 2.662 personas murieron por violencia relacionada al negocio de las drogas.

Desde diciembre de 2006, se han incautado unas 101 toneladas de cocaína, 8.375 de marihuana, y fueron demantelados 480 laboratorios para la producción sintética de drogas. En tanto, las fuerzas de seguridad, confiscaron 97.773 armas de fuego, siendo el 58% rifles y 7.776 granadas.

Cerca de US$32 millones (unos $383 millones de pesos), corresponderían a montos provenientes de traficantes de drogas sospechosos. Un total de 131.091 miembros del crimen organizado han sido arrestados desde ese año.

No obstante, el reporte muestra que el consumo de drogas ilegales ha ido en aumento. Un 2,4% de mexicanos entre 14 y 64 años consumiría cocaína, el 4,2% fumaría marihuana y el 0,50% tomaría anfetaminas, según infografías de 2008. México tiene más de 1.7 millones de consumidores de cocaína, más de 3 millones de personas que fuman marihuana y 367 mil adictos a las anfetaminas.

El informe incluye otros tipos de crimen, como el secuestro, siendo arrestadas unas 1,405 personas con cargos de rapto. También, fueron desmanteladas 173 bandas y se rescataron 910 personas raptadas entre 2006 y este año.

Respecto de personas en la cárcel, el reporte señala que las prisiones mexicanas albergan cerca de 222.772 reos, según cifras de noviembre de 2010, con un 57,88% con sentencias y 42,12% esperando por la resolución de sus casos.

El 80% de los prisioneros, corresponde a crímenes comunes, en tanto el 20% a ofensas federales. Algunos estados poseen cárceles sobrepobladas, como el Distrito Federal, que acoje 40.713 personas, con una capacidad real para 21.643.