Las exportaciones de China cambiaron el signo descendente de septiembre y crecieron en octubre un 5,6% con respecto al mismo mes de 2012, más de lo esperado por los analistas, para totalizar 1,14 billones de yuanes (US$185.400 millones), informaron las Aduanas chinas.

En septiembre las ventas del mayor exportador mundial habían bajado un 0,3%, después de dos meses consecutivos de subidas, siempre según las cifras de la Administración General de Aduanas.

Los altibajos muestran la inestabilidad del comercio exterior de China, un país que aún depende en gran medida de las exportaciones para alimentar su crecimiento económico, y que sigue en este sector afectado por los problemas financieros y de deuda de sus principales socios comerciales (la Unión Europea, EEUU y Japón).

Las importaciones en octubre también aumentaron, un 7,6% (dos décimas menos que en el mes anterior) y ascendieron a 949.520 millones de yuanes (US$154.300 millones).

El comercio exterior total en el décimo mes del año subió un 6,5% frente al mismo mes de 2012, aunque se redujo un 4,6% en comparación con septiembre, mientras que el superávit comercial fue de 192.380 millones de yuanes (US$31.100 millones, el mayor del año), un descenso interanual del 3,3%.

En el acumulado del año, las exportaciones chinas de enero a octubre mantienen un ascenso anual del 7,8%, las importaciones del 7,3%, el comercio exterior total del 7,6% y el superávit comercial un 12%.

Según los analistas, las cifras positivas de octubre muestran una mejoría de la demanda exterior para China, que ayudará a que el gigante asiático logre su meta anual de crecimiento del PIB de un 7,5% en 2013.

La relativa recuperación también podría influir en las reformas económicas que aprobará el Partido Comunista de China (PCCh) en el plenario que se inicia mañana, una decisiva reunión en la que el régimen busca sentar las bases para cambiar el modelo de crecimiento económico nacional y hacerlo menos dependiente de las exportaciones.

En el comercio por regiones, la Unión Europea se mantuvo en octubre, y en el acumulado del año, como el principal socio de China, seguido en ambos casos por Estados Unidos, el bloque de países de la ASEAN (Asociación de Naciones del Sureste Asiático), Japón y Corea del Sur.

EEUU, sin embargo, fue el principal destino de las exportaciones chinas en el décimo mes, y también se mantiene en el primer lugar en el acumulado anual, seguido por la Unión Europea en ambos indicadores.

El comercio exterior entre China y la UE en los 10 primeros meses del año asciende a 408.574 millones de dólares, mientras que con EEUU es de 379.099 millones de dólares, con la ASEAN 322.361 millones de dólares y con Japón US$229.079 millones.

Japón, afectado por las tensiones marítimas con China en torno a las islas Senkaku/Diaoyu, sigue sufriendo un pronunciado descenso de su comercio exterior con su vecino (un 7,9 por ciento menos en los 10 primeros meses del año con respecto al mismo periodo de 2012).

Aunque también ha descendido el comercio de China con la UE (un 0,8 por cien menos) y con potencias emergentes como India (un 4,5 por ciento menos) y Rusia (0,1 por ciento), mientras que con EEUU hay muestras de recuperación, con un aumento interanual del 6,7 por ciento.