Pasar al contenido principal
Dos tiendas falsas de Apple deberán cerrar en China
Martes, Julio 26, 2011 - 09:42

La investigación sobre las falsas tiendas aparentemente se inició por la tormenta mediática generada cuando una bloguera estadounidense halló un dudoso local de Apple con todos los elementos distintivos de la marca.

Kunming. Funcionarios chinos de la ciudad de Kunming, China, ordenaron el cierre de dos tiendas falsas de la compañía estadounidense Apple, debido a que carecían del permiso oficial para operar.

Cinco "Apple Sotore" vendían productos de la compañía california sin autorización, pero sólo dos tendrán que cerrar en la ciudad del suroeste de China, de acuerdo a los funcionarios.

La investigación sobre las tiendas aparentemente se inició por la tormenta mediática generada cuando una bloguera estadounidense halló un falso local de Apple con todos los elementos distintivos de la marca.

La reciente orden de la autoridad china no fue aplicada a esa tienda en particular, que está solicitando una licencia de distribución a Apple, dijo un portavoz del Gobierno.

"La prensa no debería malinterpretar la situación y sacar conclusiones. Algunos medios extranjeros sugirieron que las tiendas vendían productos falsos de Apple", dijo Chang Puyun, portavoz del departamento de comercio del Gobierno en Kunming.

"China ha tomado importantes pasos para aplicar los derechos de propiedad intelectual y las tiendas no estaban vendiendo productos falsos", señaló.

Funcionarios investigan si Apple solicitó al Gobierno chino que el diseño de sus tiendas quedara protegido bajo la ley nacional, agregó Chang.

Las autoridades llevaron a cabo inspecciones a 300 negocios en Kunming después de que una estadounidense residente en la ciudad expusiera en su blog la tienda falsa de Apple casi perfecta, donde incluso el personal estaba convencido de que trabajaba para el creador del iPhone y el iPad.

Además de la protección a las marcas comerciales, la ley china prohíbe a las compañías copiar "el aspecto y la atmósfera" de las tiendas de otras empresas, aunque hay escaso monitoreo en la implementación de las normas.

Estados Unidos y otros países de occidente ha menudo se quejan de que China no ha hecho lo suficiente por terminar con el robo de propiedad intelectual.

Autores

Reuters