Lima. El presidente peruano, Alan García, realizará este martes un sorpresivo viaje a Santiago para solidarizar con el pueblo chileno, afectado este sábado por un violento terremoto que ha causado la muerte de más de 700 personas.

El viaje de García fue aprobado la noche de este lunes, en una sesión extraordinaria de la Comisión Permanente del Congreso peruano, consigna la estatal agencia Andina.

Además de reunirse con la mandataria chilena, Michelle Bachelet, supervisará la entrega de la primera parte de la ayuda humanitaria enviada por su país y verificará la situación de los peruanos damnificados por el violento sismo.

El gobierno peruano ha dispuesto el envío de bienes de asistencia humanitaria, personal médico y de salud, medicamentos, entre otros.

El Congreso peruano también expresó su solidaridad con el pueblo chileno y realizaron un minuto de silencio por las 723 víctimas mortales y más de dos millones de damnificados.

Según el texto, la visita de García debe ser entendida como un gesto de reciprocidad de Perú hacia mundo, por la ayuda humanitaria recibida tras el terremoto en la localidad peruana de Pisco, en 2007.