La Asociación Gremial de Telefonía Móvil (Atelmo), que reúne a las compañías que operan en Chile, Entel PCS, Movistar y Claro, ante las quejas de miles de usuarios e incluso de las autoridades, informó que los problemas de abastecimiento de energía en el país, tras el terremoto, han imposibilitado restablecer un buen servicio.

Según Atelmo, el problema de comunicaciones que actualmente presenta la red de celulares, radica en que las radioestaciones y antenas repetidoras funcionan con energía eléctrica. Al fallar la electricidad, el sistema contempla como mecanismo de respaldo el funcionamiento de bancos de batería, no obstante, éstos poseen una duración de sólo algunas horas.

Dada la magnitud de la catástrofe, en muchas localidades estos bancos de batería ya se agotaron. Esa es la razón que a juicio de la entidad explica que de la V a la VIII Región el servicio móvil se encuentre funcionando sólo parcialmente.

 Algunas estaciones cuentan también con un tercer mecanismo de funcionamiento para casos de emergencia: los grupos electrógenos, los que son dispuestos por las mismas compañías y que requieren de petróleo para su funcionamiento. Actualmente, se está priorizando la instalación de grupos electrógenos en aquellas zonas que presentan mayores requerimientos. Ello, con el fin de colaborar con comunidades que pertenecen a aquellas zonas de mayor emergencia.

 Así, los problemas más importantes de servicio han comenzado a presentarse en aquellas localidades donde se han agotado los tres mecanismos de resguardo que poseen las compañías. Vale decir: no hay electricidad, lo que impide el funcionamiento de las radioestaciones y antenas repetidoras; tras algunas horas de funcionamiento, se agotaron también los bancos de batería, el mecanismo de respaldo, y -finalmente- los grupos electrógenos que se han dispuesto comienzan a acusar la falta de petróleo.

Beneficio. Dado los problemas para hacer recargas en los celulares en las zonas más afectadas por el terremoto, Entel anunció un beneficio especial para todos sus clientes de prepago, de las regiones del Libertador General Bernardo O’Higgins,  del Maule y del Bío-Bío.

Esta iniciativa beneficiará a cerca de un millón de clientes a quienes se les cargará gratuitamente 20 minutos para hacer llamadas a cualquier teléfono y 80 mensajes de texto. Este beneficio estará disponible desde este lunes, ya que la empresa inició ayer la programación de los sistemas para entregar esta ayuda, la que tendrá una vigencia de 15 días.