Santiago. El gobierno chileno aseguró este viernes que la ayuda a la zona afectada por el terremoto del pasado 27 de febrero, al entregar un informe sobre las labores de asistencia a los millares de damnificados.

Sin embargo, urgió a las empresas de servicios básicos, como energía eléctrica y agua potable, que agilicen la restitución del suministro para los clientes, especialmente en aquellos lugares que resultaron menos golpeados con el violento sismo de 8,8 grados Richter.

El subsecretario chileno del Interior, Patricio Rosende, informó que en las regiones del Maule del Bío Bío poco a poco comienza la reposición del suministro, y aquellos lugares que no cuentan con acceso están siendo abastecidos a través de camiones aljibes.  

También persisten dificultades, aunque menores y focalizados en algunas comunas, en las regiones de Valparaíso, Metropolitana, y de O’Higgins.

En materia de energía eléctrica, Rosende consideró poco justificable que a casi una semana del terremoto, persistan sectores del área metropolitana que no cuenten con acceso al suministro.

Según indicó, la distribuidora Chilectra, filial de Endesa Chile, se comprometió a restituir el servicio a más tardar a más tardar en 48 horas.

“Le hemos pedido a la empresa Chilectra que despliegue toda la capacidad operativa que tiene. Si no tiene la capacidad, que recurra a contratistas par restablecer el suministro. Nos parece que a esta cantidad de días, se encuentran pocas posibilidades de entender que no podamos restablecer el 100% de la energía”, afirmó.

Ayuda fluye. El funcionario informó que más 80 camiones están trasladando alimentos a las ciudades y pueblos más dañados y que actualmente se está entregando comida a 250 mil personas diariamente.

Agregó que en Concepción se instalará un comedor de emergencia, que permitirá atender a seis mil personas diariamente. Se prevé que en los próximos días 30 recintos de esta naturaleza estén operando en los poblados de las regiones del Maule y de Concepción.

“Nos preocupa que las personas puedan tener lugares adecuados donde alimentarse, con techo, y que reúnan las condiciones mínimas”, dijo Rosende, quien en la víspera asumió la vocería de las materias relacionadas con las labores de emergencia.

En el ámbito sanitario, detalló que tres hospitales de campaña se encuentran completamente operativos, que se suman a los otros 104 que pudieron continuar operativos a pesar del violento terremoto.