Santiago. Continuando con la polémica por las palabras del presidente de la Cámara Chilena de la Construcción, Lorenzo Constants, quien comparó la Torre de Pisa con un edificio de departamento de Santiago que quedó con una inclinación tras el sismo del sábado, el ingeniero a cargo de la restauración del histórico monumento italiano recordó que nadie vive allí.

Si bien más tarde, Constants rectificó sus palabras y calificó sus propios dichos como “declaraciones desafortunadas”, el tema continuó generando discusión.

El ingeniero Michele Jamiolkowski recordó que “nadie puede vivir en la Torre de Pisa”. Explicó que “sólo recibe visitantes que suben por su escala, la recorren, y se quedan en ella por media hora. No más”.

El prestigioso profesional indicó a Las Últimas Noticias que “la situación de la torre no tiene nada que ver con edificios inclinados. La Torre de Pisa es segura, no hay peligro”

Además explicó que en pisa “tiembla lo mismo” y en el caso puntual de histórico edificio que se ha hecho famoso por su inclinación, “no hay daños estructurales”.

Al compararlo con el caso chileno, indicó que “la Torre de Pisa no tiene nada que ver con los edificios inclinados de su país (Chile). Son problemas completamente diferentes”.