Santiago. No sólo las réplicas y los daños provocados por el violento terremoto que afectó a Chile este domingo han enfrentado las víctimas, sino que ahora  también enfrentan un violento incremento en el precio de productos.

Según han reproducido medios locales y usuarios de la red de microblogging Twitter,  se han registrado abusos en algunas localidades de las regiones del Maule y del Bío-Bío, las más afectadas con la terremoto de 8.8 grados que afectó al país la madrugada de este sábado.

En la localidad de Chillán, una de las más afectadas por el sismo, el kilo de pan se está vendiendo a US$3,8 (unos 2.000 pesos locales), cuando lo habitual es que cueste entre poco menos de US$1,9, consignó el portal Terra.

El litro de agua, en tanto, se estaría vendiendo a cerca de US$1,9 dólares (unos 1.000 pesos locales).  

Otros usuarios han denunciado a través de Twitter en sus localidades el precio del kilo de pan incluso se ha elevado a US$5,7.

La presidenta chilena, Michelle Bachelet, anunció la entrega gratuita de alimentos básicos a las víctimas del terremoto, mientras que las cadenas minoristas han asegurado el abastecimiento en los supermercados de la zona afectada.