Pasar al contenido principal
Cirugía de Bypass Gástrico Puede Revertir Diabetes Según The American Journal of Pathology
Martes, Julio 12, 2016 - 11:41

La cirugía de bypass gástrico del duodeno en ratones con diabetes, provoca cambios en el la flora intestinal, mejorando el metabolismo y frenando la diabetes, según el medio especializado.

Cluster Salud / Estudios han evidenciado que la cirugía bariátrica puede conducir a la remisión de la diabetes mellitus tipo 2 tanto en roedores como en humanos, pero este efecto beneficioso no puede ser explicado sólo por la pérdida de peso. En un nuevo estudio publicado por The American Journal of Pathology, investigadores estudiaron el bypass gástrico en un ratón modelo de diabetes mellitus 2, y confirmaron que la cirugía de bypass mejora la tolerancia a la glucosa y la sensibilidad a la insulina.

Curiosamente, la mejora en el metabolismo ocurrió en conjunción con los cambios en los microorganismos del intestino, lo que sugiere un potencial rol para la flora intestinal en la remisión de la diabetes.

“Nuestra investigación demostró que la cirugía de bypass gástrico del duodeno puede aplicarse en la cura de la diabetes de ambas mutaciones genética, y de origen ambiental (inducida por la dieta)” explicó  el investigador líder, Xiang Gao, del Laboratorio Estatal de Biotecnología Farmacéutica y del Instituto de Investigación Biomédica de Nanjing, China. “Encontramos que la cirugía de duodeno indujo alteraciones en la flora intestinal, la cual puede ser la razón clave para la remisión de la diabetes, tras la cirugía bariátrica. Nuestros datos indican que la supresión de la inflamación es el resultado, no la causa, de la remisión de la diabetes en estos ratones modificados genéticamente.

La investigación fue desarrollada en el ratón modelo de diabetes mellitus 2, que imita los síntomas claves, incluyendo la resistencia a la insulina, los altos niveles de sangre de los lípidos, inflamación metabólica y la obesidad. Estos ratones albergan la mutación genética en el factor neurotrófico derivado del cerebro (FNDC), que conduce a la deficiencia del FNDC. Este  es un miembro de la familia neurotrófica de los factores de crecimiento, y es un regulador clave de ambas funciones del cerebro y del balance metabólico. “Nuestros hallazgos sugieren que la diabetes inducida por la deficiencia de FNDC, puede ser revertida por la cirugía de duodeno en ratones, la que tiene potencial para el tratamiento de diabetes en humanos”, explicó el Dr. Gao. Él y su equipo, encontraron que la cirugía de bypass invierte las alteraciones metabólicas indicativas de diabetes, sin cambiar la expresión de FNDC directamente.

La tolerancia a la glucosa y la sensibilidad a la insulina, fueron mejoradas de manera importante, y hubo menos acumulación de grasa en el hígado y el tejido adiposo blando. La sensibilidad a la insulina alcanzó niveles normales dentro de las 2 semanas después de la cirugía y duró al menos 8 semanas. 6 semanas después de la cirugía de bypass, la tolerancia a la glucosa oral en los ratones tratados, fue significativamente menor que en los ratones con diabetes que habían sido sometidos a una operación simulada, y fue similar a los niveles observados en los controles no tratados.

El examen de la composición de la bacteria y otros microorganismos en el intestino de los ratones con mutación, antes y después de la cirugía de bypass, y en el grupo de control, mostró una disminución de bacterias patógenas y un incremento de la microflora beneficiosa, que coincidió con la aparición de un mejor control de la glucemia. “Más estudios de las alteraciones de la flora intestinal después de la cirugía de bypass son necesarios para explicar cómo diferentes familias de microflora pueden regular el metabolismo de los nutrientes en el huésped”, señaló el Dr. GAO.

Se cree que la inflamación, especialmente en el tejido adiposo blanco y el hígado, puede jugar un rol importante en la obesidad y en la diabetes mellitus 2,8 semanas después de la cirugía de bypass, reducciones significativas en los indicadores inflamatorios, ocurrieron en el hígado y el tejido adiposo, a pesar de que los efectos post quirúrgicos anti inflamatorios, sucedieron después de la mejora de la sensibilidad a la insulina. “Estos resultados indican que el alivio de la inflamación no fue causa directa de la mejora de la sensibilidad a la insulina, que resultó de la cirugía de bypass”, comentó el Dr. Gao.