Buenos Aires. Los titulares de más del 80% de los bonos argentinos Brady en mora, aceptaron una oferta de canje de deuda a cambio de una canasta de bonos denominados en dólares y un pago en efectivo, dijo el ministro de Economía Amado Boudou.

El canje fue abierto a principios de mes en un intento por intercambiar unos US$330 millones de los bonos en incumplimiento. Los resultados sobrepasaron la meta oficial del gobierno de recaudar al menos el 60% de la deuda.

Procesos legales impidieron a los titulares de los bonos de participar en el intercambio de junio, en el cual inversionistas hicieron ofertas por US$12.000 millones de unos US$18.000 millones en bonos morosos elegibles para una combinación de nuevos bonos y efectivo, que dieron a los inversionistas unos 34 centavos por dólar.

De cara a fin de año, el gobierno hizo un gran esfuerzo por limpiar el resto de los bonos que cayeron en mora debido al colapso económico de 2001, cuando el país dejó de pagar unos US$100 en deuda soberana.

El gobierno también ofrece bonos Descuento a 2033 denominado en dólares -y pesos- y garantías PBI, junto con bonos Global al 2017, a cambio de los últimos US$6.100 millones de bonos morosos en circulación

Sin embargo, el gobierno no cree que será capaz de atraer a los titulares restantes.

Previamente esta semana Boudou dijo esperar que los titulares de solo US$100 millones acepten el acuerdo. También descarto una extensión y dijo que los resultados preliminares serán anunciados el 3 o 4 de enero.

Analistas prevén que Argentina subaste nuevos bonos en el extranjero el próximo año por primera vez desde el colapso de 2001.