Luego de seis meses de alzas,las expectativas económicas de los argentinos retrocedieron en septiembre, aunque de todas maneras se mantienen en un nivel alto.

Este es el resultado de la medición que realizan TNS Gallup y la Universidad Católica Argentina (UCA), que indicó que en el mes septiembre, el índice de expectativas económicas retrocedió 3,1% respecto de agosto.

Sin embargo, el nivel del indicador resultó 25,4% mayor que el revelado por la medición de septiembre de 2009, informa la La Nación.

El descenso respecto del mes de agosto, se relaciona con el empeoramiento de los tres componentes del índice. La evaluación de la situación actual cayó 3,1%, la de la situación futura disminuyó 3,5% y la de la oportunidad para la compra de bienes durables, el 2,2%.

El 41% de los consultados dijo que la situación económica actual es mala o muy mala, mientras que una porción muy similar (39%) dijo que no es ni buena ni mala. El 19% dijo que es buena o bastante buena, señala el mismo medio, consigna el mismo medio.

Respecto del escaso incentivo que hay en la nación trasandina para el ahorro bancario, esto se da ya que la  mayoría de quienes dicen tener capacidad de ahorro, señalan que prefieren aumentar su consumo o bien guardar el dinero en su propia casa.

El 23% de las personas que tiene dinero para ahorrar, prefiere disponer esas sumas en compras. En tanto, el 20% dijo preferir guardar el dinero en pesos en su casa. Solo el 13% elige hacer depósitos a plazo fijo o en caja de ahorro y uno de cada diez opta por comprar dólares y guardarlos en su casa.