Buenos Aires. Argentina y China acordaron compartir información tributaria, una medida que el país sudamericano espera provea nuevas herramientas contra la evasión de impuestos que según indica es generalizada entre los exportadores de granos.

El acuerdo estipula cooperación para evitar la evasión de impuestos y permite investigaciones recíprocas en ambos países. Sin embargo, la información de aduanas no se contempla en el acuerdo y las autoridades argentinas buscarán otro en esa materia durante los próximos meses, según un comunicado.

China es el segundo mayor socio comercial de Argentina tras Brasil y el principal mercado para los envíos de frijoles y aceite de soja, la mayor exportación del país. En lo que va del año, Argentina ha vendido US$6.500 millones en bienes a China, los frijoles de soja representan US$4.100 millones de esa suma y el petróleo US$665 millones, según el comunicado.

En tanto, China ha vendido US$8.300 millones en productos a Argentina en lo que va del año, con gran parte de esa suma concentrada en electrónicos y agroquímicos.

El acuerdo se produce en medio de nuevas exigentes medidas que las autoridades argentinas han impuesto a los exportadores de grano, a quienes el gobierno acusa de evadir cientos de millones de dólares en impuestos a la renta.