Brasilia. El Banco Central de Brasil (BC) probablemente mantendrá las tasas de interés en su reunión de política monetaria del miércoles, pero podría señalar que está preparando un mayor endurecimiento monetario para principios del 2011, en un intento por controlar la inflación.

En general, se espera que la autoridad monetaria mantenga estable la tasa referencial Selic en un 10,75% por tercera reunión consecutiva, pese a la creciente presión por frenar la inflación que corre por sobre una tasa anual del 5%.

Diecinueve de 20 analistas de un sondeo de Reuters esperan que el banco mantenga los costos de endeudamiento estables en la última reunión que será presidida por el saliente presidente del Banco Central, Henrique Meirelles.

Otros grandes mercados emergentes como China e India han comenzado a elevar las tasas de interés para detener la inflación.

Las preocupaciones de que el brillante crecimiento y la rápida expansión del crédito estén aumentando las presiones de precios llevaron al Banco Central la semana pasada a elevar los requerimientos de reservas bancarias.

"La impresión que tenemos es que el Banco Central está comenzando a mostrar preocupaciones de nuevo con la inflación o con las perspectivas", dijo Bernardo Wjuniski, analista de la consultoría Tendencias.

"Obviamente, cuando uno adopta medidas como esa, está preocupado sobre el ritmo de la expansión del crédito en la economía", agregó.

Después de mantener un benigno panorama de inflación por varios meses cuanto los brasileños se centraban en las elecciones para nuevo presidente, las preocupaciones del Banco Central ahora parecen más aparentes.

Recientemente dijo que los problemas en el banco local PanAmericano habían influido en su decisión de frenar y luego detener el endurecimiento monetario de este año, comentarios que para los inversores significan que ahora el banco estaba más inclinado a subir las tasas, luego de que el PanAmericano fuera rescatado.

La autoridad monetaria retiró también las referencias a menores riesgos inflacionarios en un corto comunicado tras su decisión de tasas de octubre, aunque las autoridades dijeron después que esperan que la inflación caiga más cerca del rango meta del instituto emisor.

Un comunicado similar a uno publicado en el encuentro de marzo, antes de que el Banco Central elevara las tasas en abril y después tomara medidas para limitar el crédito en febrero, podría cimentar las expectativas de un alza de tasas para el próximo mes, dijo un operador.

"Cada vez que incluye la palabra 'cuidadosamente', es una indicación de un cambio de política, por lo que si incluye esa palabra, indicará que elevará (las tasas) en enero", dijo Luiz Eduardo Portella, operador de renta fija y moneda de Banco Modal.