Pasar al contenido principal
Bancos centrales de Sudamérica reconocen que sus economías comienzan a moderarse
Viernes, Agosto 5, 2011 - 18:15

Los presidentes de las autoridades monetarias de Bolivia, Chile y Perú sostuvieron una reunión privada en Santiago, para intercambiar visiones respecto a las turbulencias internacionales y su impacto en el desempeño de la región.

Santiago. Las economías de varios países de Sudamérica han mostrado una evolución positiva, aunque ahora están dando algunas señales de moderación en su ritmo de expansión, en sintonía con un escenario externo menos dinámico, destacaron el viernes jefes de bancos centrales de la región.

Los presidentes de las autoridades monetarias de Bolivia, Chile y Perú sostuvieron una reunión privada en Santiago, para intercambiar visiones respecto a las turbulencias internacionales y su impacto en el desempeño de la región.

"Las economías de la región han mostrado una evolución favorable desde la última reunión, aunque dan cuenta de una moderación (...), con una economía internacional que ha ido perdiendo dinamismo y en la que se vislumbran riesgos más acentuados que hace algunos meses", dijo el documento emitido por las autoridades.

Estos riesgos están asociados a incertidumbres fiscales y financieras en las economías avanzadas, en medio de altos precios de las materias primas.

Los mayores envíos de materias primas en la región, junto con la entrada de capitales, han llevado a que se mantengan presiones sobre la apreciación de sus monedas.

Las autoridades también analizaron los efectos de las alzas de precios de los alimentos y la energía en la región.

"La inflación esperada en varios países ha tendido a moderarse, como resultado del retiro gradual en varias economías del estímulo monetario, un ritmo más bajo de crecimiento de la economía mundial y las menores presiones sobre los precios internacionales", dijo la declaración.

También se destacaron los riesgos para la región de un escenario internacional más incierto, ante los temores sobre la saluda económica de Estados Unidos y los problemas fiscales de Europa.

"Estos desarrollos, así como sus implicaciones políticas, deberán ser monitoreados cuidadosamente, reforzando el intercambio de información entre bancos centrales", resaltó el documento.

En esa línea, se mencionó una encuesta elaborada por el Banco Central de Perú, en que se informó de la aplicación de distintas medidas macroprudenciales para enfrentar adecuadamente la crisis financiera a nivel global y sus efectos locales.

"Se recalcó la importancia de incorporar la dimensión macroprudencial en el análisis de los riesgos sistémicos y la supervisión del sistema financiero", dijeron los jefes de los bancos centrales en el documento.

Autores

Reuters