Sao Paulo. La bolsa de Brasil cayó más de 1% este viernes en línea con la cautela del mercado internacional y su índice referencial bajó a su menor nivel en 10 meses, mientras que el real se depreció al sucumbir a una aversión global al riesgo.

El índice referencial de la Bolsa de Valores de Sao Paulo, el Bovespa, perdió 1,2% y cerró a 63.235 puntos, después de subir 0,36% el jueves.

Datos económicos mejores a lo esperado sobre la economía en Europa no fueron suficientes para limitar la aversión al riesgo entre los inversores.

En la plaza local, las acciones del gigante minero Vale se despeñaron 1,81%, a 42,27 reales, mientras que las de la petrolera estatal Petrobras cedieron 0,68%, a 23,52 reales.

Petrobras divulgará sus resultados del primer trimestre el viernes tras el cierre de la bolsa.

Los papeles de la petrolera OGX, del conglomerado EBX del magnate industrial Eike Batista, treparon un 1,86 luego de una sesión volátil y de perder cerca de un 30 por ciento en un mes.

El Bovespa acumuló una caída del 1,8% en la semana y ha perdido un 4,4% en el mes.

Una serie de resultados financieros y noticias corporativas positivas también atrajeron a los inversores, lo que permitió que algunas empresas escaparan del movimiento general de venta.

Los títulos de la eléctrica estatal Eletropaulo saltaron 3,94%, después de que su matriz, la Companhia Brasiliana de Energia, anunció que estudia la venta de áreas de telecomunicaciones en Sao Paulo y Río de Janeiro.

Eso podría resultar en ingresos no recurrentes para Eletropaulo, dijo la analista de la correduría SLW Rosângela Ribeiro.

Los papeles de la constructora MRV Engenharia treparon un 2,79%, luego de anunciar un alza del 32% en su ganancia del primer trimestre y de garantizar el cumplimiento de sus metas para el año.

En la otra punta, las acciones de la constructora Brookfield se hundieron 5,03% luego de reportar un aumento del 16,3% interanual en su ganancia neta del primer trimestre, a 65,8 millones de reales, lo cual incumplió las previsiones de los analistas, de una utilidad de 89,6 millones de reales para el período.

Real se deprecia. El real, en tanto, se desvalorizó 0,62% perdiendo terreno por tercera sesión consecutiva, en línea con un escenario de mayor aversión al riesgo en el exterior debido a preocupaciones por la solidez de la recuperación económica global.

El real cerró cotizando a 1,631/1,633 unidades por dólar en el mercado interbancario, después de depreciarse 0,19% este jueves.

A nivel global, el dólar se fortalecía 0,73% frente a una cesta de monedas de referencia.