Singapur.  Las acciones de Asia subían este martes después de una caída inicial, mientras el dólar mantenía las pequeñas ganancias que logró durante la noche en Asia antes de las elecciones de Estados Unidos y una reunión de la Reserva Federal que se espera flexibilice la política monetaria.

El dólar australiano saltó después de que el banco central del país sorprendió a los mercados y elevó las tasas de interés como una medida preventiva contra la inflación.

El índice de acciones Asia Pacífico sin considerar a Japón se recuperó después de después de una caída inicial para subir un 0,4% sobre ganancias en energía y materiales y el indicador Hang Seng de Hong Kong también avanzaba después de que los bancos chinos extendieron sus ganancias.

El índice Nikkei de Japón cerró con un alza del 0,1% después de tocar un mínimo de siete semanas contra índice Topix, que retrocedió un 0,02% a un cierre mínimo de 19 meses, bajo presión por la fortaleza del yen y se mantiene cerca de un récord máximo frente al dólar.

Ellos se mantienen en un 13%y un 12% hasta el momento este año, respectivamente.

Analistas dicen que el Topix ha sido particularmente golpeado por un bajo rendimiento del sector de la banca, por preocupaciones sobre normativas más estrictas para la banca mundial y para una serie de activos financieros.

"El mercado, por supuesto, está cauteloso hasta que vea el resultado de la reunión de la Fed y la elección de Estados Unidos, pero las acciones japonesas están más presionadas a la venta por inversores reales de dinero", dijo Hiroaki Kuramochi, jefe de márketing de Tokai Tokyo Securities.

"Las acciones de la banca japonesa también están presionadas por Basilea, ya que son parte del sector bancario mundial. Mientras continúa la incertidumbre sobre el panorama de las acciones bancarias europeas, podría ser inevitable que esas acciones sean sacadas de los portafolios", agregó.

Bajo las nuevas normas regulatorias para la banca mundial propuestas el mes pasado, conocidas como "Basilea III", los bancos deberán tener capital de alta calidad que valga al menos un 7 por ciento de sus activos de riesgo -más de tres veces las exigencias actuales.

Flexibilidad Monetaria. El dólar cedió parte de las ganancias que consiguió durante la noche en rangos que se estrechan antes de la reunión de política de la Fed, donde se espera que se anuncie una segunda ronda de flexibilidad monetaria.

Los mercados generalmente han apostado por que el banco central se comprometa a comprar al menos US$500.000 millones en deuda del Tesoro. La Fed también espera anunciar un programa de compra de activos de gran escala.

La FED anunciará el resultado el miércoles. El dólar subía a 80,56 yenes, aunque sigue dentro del rango del récord mínimo de 79,75 yenes. Los mercados permanecían atentos al riesgo japonés y una intervención que vea subir al dólar si llega a caer bajo los 80 yenes.

El dólar australiano subió un 1,1% en el día después de que el banco central australiano elevó las tasas de interés en 25 puntos básicos hasta un 4,75%.

La mayoría de los inversores esperaba que el Banco de Reserva de Australia mantuviese las tasas estables en un 4,5% después del reporte benigno de inflación de la semana pasada. El dólar australiano remontó hasta 0,9981 y 0,9885 dólares antes de que se anuncie la decisión de tasas.

El oro subía un US$5,1  a 1,355.35 a las 0504 GMT, después de alcanzar un máximo de dos semanas en 1,365.49 en Asia este lunes. El oro alcanzó un récord cercano a 1,387 el mes pasado.

El oro subía mientras los inversores cautelosos antes de la reunión del Reserva Federal de Estados Unidos que se espera brinde mayor flexibilidad monetaria.

El crudo de Estados Unidos para diciembre subía 12 centavos a US$83,07.