Londres. Las bolsas europeas subían este lunes por sexta jornada consecutiva y alcanzaban un máximo de 26 meses, después de que indicadores estadounidenses y chinos potenciaran el apetito de los inversores.

"La tónica del mercado va al alza por unos indicadores fuertes y anuncios sobre política monetaria positivos en Estados Unidos en las últimas semanas", expresó Koen De Leus, estratega de KBC Securities en Bruselas.

"Pero no creo que haya demasiados inversores dispuestos a tomar grandes riesgos en los días que quedan de año. Puede significar que las personas quieran asegurar sus beneficios. El mercado podría volverse volátil en los próximos días por unos volúmenes bajos", agregó