Factores como el desempleo, la vulnerabilidad extrema y la inseguridad, dejan en tela de juicio el crecimiento de México será sostenido en los próximos meses, indicó la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra).

Las dudas se tornan cada más legítimas, si se toma en consideración que, por una parte, los logros macroeconómicos que se tienen hasta hoy, no alcanzan a filtrarse al nivel de los individuos.

En otro sentido, a los problemas de desempleo y vulnerabilidad externa, se ha incorporado la inseguridad social, con una clara tendencia de agudización, consigna Milenio.

La organización gremial afirmó que a dos meses del término de 2010, siguen prevaleciendo entre diversos sectores de la sociedad, opiniones encontradas en torno al comportamiento futuro de la economía mexicana.

“Existe la versión de que los signos de la recuperación observados hasta la actualidad, como el resultado dado a conocer esta semana del Indicador Global de la Actividad Económica, que creció a una tasa de 7,3%, por arriba de lo que se pronosticaba en los mercados, dio pie a que se elevaran las posibilidades de crecimiento anual hasta 5%”, informa el mismo medio.