La inflación del mes de octubre en Chile, dada a conocer hoy por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) fue de 0,1%, levemente por debajo de nuestras proyecciones, que apuntaban a una cifra más cercana a 0,2%. La inflación acumulada al décimo mes del año marca un 2,8% y la medición en 12 meses, 2%.

Cinco de las doce divisiones de la canasta de consumo mostraron caídas en sus precios agregados. Las más importantes, prendas de Vestir y recreación y cultura. Dos categorías adicionales tuvieron inflaciones marginales, inferiores a 0,1% (muebles y artículos para el hogar y bienes y servicios diversos). El 51% de las 143 subclases o categorías de la canasta tuvo una variación negativa o igual a cero en el mes de octubre y casi un tercio del total tuvo simplemente una disminución de precios.

Si bien la inflación no transable acumula un incremento de 5,4% en 12 meses, se debe considerar que este resultado está fuertemente influido por el incremento legal que tuvo este año el impuesto de timbres y estampillas, que incidió en poco menos de un punto sobre la inflación total de 2010 (es decir, de no haber subido este impuesto, el IPC de este año pudo haberse situado en torno a un bajísimo 2%)[1]. 

Restan aún dos meses para el cierre del año 2010, e históricamente ninguno de ellos ha presentado inflaciones elevadas. Por el contrario, el IPC promedio histórico en noviembre ha sido cercano a cero y en diciembre negativo, debido a la estacionalidad del rubro alimenticio agrícola en la temporada estival.

Asumiendo un comportamiento relativamente similar para los dos meses que restan, es posible que 2010 cierre con un IPC inferior a 3%, y las estimaciones puntuales apuntan a un 2,8% ó 2,9%.  Esto significa que la inflación del año 2010, que a mediados de año se estimaba en alrededor de 3,5%, terminará situándose bajo el rango medio de la meta de inflación del Banco Central de Chile, que es de 3%.

El panorama de la economía mundial ha ido también en una dirección similar. La inflación anual en EEUU está en un incómodo 1,1% en septiembre último, tras haber estado cerca del 2,5% a mediados de año. Japón está definitivamente con inflaciones negativas y la Eurozona cerró en septiembre con una inflación en 12 meses de 1,8%. La Inflación de China fue de 3,5% en el mismo período.