Buenos Aires. De acuerdo a cifras del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) la canasta básica total (CBT), que determina la línea de la pobreza y de la canasta básica alimentaria (CBA), que mide la indigencia, anotó una de sus mayores alzas.

La CBA cerró el 2010 con un aumento del 20%, así -señala Ambito.com- una pareja con dos hijos menores debió invertir 578,58 pesos (US$145,878) para comprar los alimentos indispensables para asegurarse la subsistencia y no caer debajo de la línea de la indigencia.

Mientras la canasta básica total (CBT), que incluye además del alimento, ropa y transporte, subió un 16,2%. En este caso la misma familia necesitó de 1.252,54 pesos (US$315,667), para mantenerse sobre la línea de la pobreza.

Durante el diciembre pasado, el alza de precios para minoristas se explicó por el rurbro esparcimiento, de fuerte componente estacional con 1,4%; en atención médica y gastos para la salud; del 1,9% en indumentaria; y 0,6% en alimentos y bebidas.

Mientras a nivel de mayoristas el alza es igualmente notoría con un incremento de 14,6%.

Especial mención tiene los productos vinculados con la pesca con un alza de 40% y los agropecuarios con 18,8%.