Buenos Aires. El presidente de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, Adelmo Gabbi, propuso al gobierno revisar los controles de capital del país, con el fin de colocarlos en línea con los de otros países de la región.

El ejecutivo dijo que este sería el primer paso para, en poco tiempo, lograr total libertad de todos los controles de capitales.

Argentina podría atraer cerca de US$10.000 millones en capital extranjero si se implementan los cambios propuestos, ya que esto ayudaría a restaurar el estatus del país como mercado emergente, señaló Gabbi a Dow Jones Newswires.

En mayo de 2009, Argentina fue degradada al estatus de "mercado frontera" por el proveedor de índices MSCI Barra debido a que, bajo las normas actuales, los inversionistas extranjeros deben depositar durante un año el 30% de los capitales que ingresan al país en el banco central.

Si Argentina regresa al índice de mercados emergentes, los inversionistas internacionales tendrían que reconstruir su posición en acciones argentinas.

Modificaciones. El mercado bursátil quiere reemplazar la norma existente por una reglamentación que exige que los extranjeros mantengan su dinero en el país por cierto tiempo, lo que sería similar a los requerimientos de países vecinos, como Chile y Brasil, indicó Gabbi.

Los inversionistas que retiren el dinero antes de terminado ese período tendrían que pagar un impuesto, agregó.

La Bolsa de Comercio de Buenos Aires propone además que esto se aplique sólo a las acciones de compañías que cotizan solamente en Argentina, dijo Gabbi.

Las empresas que cotizan acciones en bolsas de otros países estarían excluidas, puntualizó.