Buenos Aires. Las ventas de los supermercados en Argentina crecieron un 14,5% interanual en julio en la medición a precios constantes desestacionalizados, dijo este martes el gobierno, que no dio detalles ni explicó el alza.

Respecto de junio, las ventas se expandieron un 2,4%, también en la medición desestacionalizada, según el reporte del ente estatal Indec.

Las ventas a precios corrientes, que reflejan el impacto de la inflación en el país, aumentaron un 21,4% interanual hasta los 8.719,2 millones de pesos (US$1.882,2 millones) en julio. Según analistas privados, la inflación ronda el 25% anual.

La encuesta de supermercados incluye información de 65 empresas distribuidas en todo el territorio argentino.

Tras un avance de casi un 9% el año pasado, el gobierno argentino espera que la economía crezca un 5,1% este año, pero economistas privados esperan un crecimiento mucho menor, e incluso algunos estiman que la actividad podría registrar una contracción.